Arreglo de Lavadoras

Desde que se inventaron, nuestras lavadoras se convirtieron en una herramienta básica para el hogar, y como toda herramienta llega a tener sus desperfectos. Algunas personas optan por comprar una nueva siempre que algo falla, pero no todos tenemos las posibilidades económicas de hacerlo, y para las personas que les gusta hacer las cosas por ellas mismas hoy traemos todo lo que deben saber referente al arreglo de lavadoras.

Arreglo de Lavadoras

Para poder arreglar una lavadora debemos saber cómo funciona, ya que desempeñan varias tareas, usan ciclos de lavado que operan por tiempo, motores, ingreso de agua, expulsión de agua, exprimen, y modifican la temperatura del agua, y esto es sólo hablar de las cosas básicas que hace una lavadora.

Antes que nada debemos tener paciencia, ya que el funcionamiento de una lavadora puede resultar un poco más complejo de lo que la mayoría piensa, pero no es nada del otro mundo. Se debe ver el lago lógico de las cosas para poder entender su funcionamiento, y por último actuar.

Para la gente que tenga una lavadora inteligente será algo más fácil saber por dónde empezar ya que la mayoría te estas lavadoras te da un diagnóstico de lo que está pasando. Para la gente que no tenga una lavadora inteligente están los siguientes pasos:

1.- Identifique bien la falla lo mejor que pueda, encienda la lavadora y observe que es lo que pasa. Si es necesario obsérvela por la parte de abajo.

2.- Asegúrese de que la perilla o el reloj se encuentre en la posición correcta.

3.- Verifique que la puerta de la lavadora cierre bien.

4.- Revise que las mangueras y los grifos de agua están funcionando de manera correcta. Que las mangueras no tengan dobleces, y de paso el nivel de agua en el control.

Ya que se revisaron todos los controles de la lavadora y sabemos en qué parte se encuentra el problema pasamos al desmontaje de nuestra lavadora.

Dependiendo de la localización del problema tenemos que buscar la forma de trabajar en él, por ejemplo si el problema está en los controles sólo se desmonta el panel de control, si el problema es la parte interna tendremos que desmontarla completa, y si lo que falla es la banda, alguna polea, o bomba de agua, tendremos que acostar la lavadora con cuidado de no dañarla y poder acceder más fácilmente a la parte de abajo.

Recuerda que siempre que estés reparando tu lavadora tienes que desconectarla de la corriente y de las mangueras de agua, tanto de entrada como de salida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *